Biorresonancia Energética

Presentacion de la Biorresonancia

 

 

QUE ES Y COMO FUNCIONA LA BIOFISICA Y LA BIORRESONANCIA EN LA MEDICINA INTEGRATIVA

También llamada medicina cuántica en términos coloquiales, es la aplicación de la Biofísica ayudada de equipos de Biorresonancia, de tal forma que a través de un sistema de cómputo diseñado por ingenieros biofísicos, que envía micro impulsos electromagnéticos se establece comunicación con el organismo en el mismo lenguaje que este utiliza.

Así, nos permite realizar un escaneo a nivel molecular particularizado pudiendo obtener información de la memoria celular, del estado en el que este se encuentra y el origen de su problemática a nivel físico mental y emocional.
Luego, por retroalimentación ayudándonos del conocimiento de la Bioquímica del cuerpo humano, restablecemos los elementos necesarios para que el organismo comience a trabajar cómo siempre debió haberlo hecho y de forma natural.

Cabe mencionar que la biofísica aplicada, no se contrapone con ningún tipo de tratamiento, ni tampoco, ningún buen practicante de dicha disciplina pide al paciente retirar dichos medicamentos y/o prácticas terapéuticas, ya que solo quien lo ha prescrito debe hacerlo..

 

Cualquier afección de la persona comienza cuando un elemento estresante causa una interrupción en el flujo de energía y como respuesta natural el organismo intenta combatirlo utilizando los recursos disponibles con los que cuenta.

La capacidad de restauración o curación se basa en la fuerza de vida del «ser» y esta puede ser suprimida u obstruida por el estilo de vida de la persona y sus costumbres.

 

Aplicaciones de la Biorresonancia

El ámbito de aplicación de la Biorresonancia es muy amplio; de tipo médico, psicológico o en estética y antienvejecimiento. Se benefician:

  • las alteraciones de la salud, como es el caso de enfermedades de trasfondo inmunológico, alergias e intolerancias y en procesos inflamatorios relacionados con éstas (Crohn, rinitis, sinusitis crónica…). También en casos de inflamación articular, dolor o en la recuperación tras una lesión deportiva así como en casos de la preparación para el sobresfuerzo previo a las competiciones, en migrañas o cefaleas, en procesos reumáticos , en infecciones, etc.
  • los trastornos del estado general, cuando hay cansancio o disminución en el rendimiento, ansiedad o estrés, insomnio, falta de concentración o problemas de aprendizaje, en el abordaje del tabaquismo o de otras adicciones, etc.
  • las situaciones que conllevan una sobrecarga de tóxicos, toxinas medioambientales, materiales odontológicos, medicamentos o incluso por el efecto en el organismo de los campos electromagnéticos externos o los fenómenos geobiológicos, entre otros.

Los resultados han mostrado que, en ocasiones, enfermedades tenidas como “no curables” por la medicina tradicional al no responder a ningún tratamiento, experimentaron una evolución muy favorable gracias a la Biorresonancia. Los resultados se perciben a veces de inmediato, como en el caso de inflamaciones agudas o dolores. La duración del tratamiento depende del paciente: su edad, salud y respuesta de su sistema inmunológico, así como de la extensión, duración y tipo de patología tratada. En general, para las dolencias agudas de 3 a 4 sesiones de 1 hora de armonización suelen ser suficientes. Para las condiciones crónicas, pueden necesitarse de 7 a 10 sesiones de 1 hora o más.

Cómo estamos transmitiendo al paciente sus propias frecuencias fisiológicas, la Biorresonancia es 100% segura, no tiene efectos secundarios y no presenta contraindicaciones o riesgo de sobredosis. Se puede usar así también con total seguridad con niños. Durante la sesión no se siente nada de particular, ya que se reciben ondas de frecuencias similares a las de los órganos de nuestro propio cuerpo; en general, la simple relajación o las ganas de dormir son de las pautas más frecuentes durante una sesión, al igual que un muy ligero cosquilleo en las extremidades en función de la sensibilidad del paciente.

Cumple igualmente decir que la Biorresonancia es totalmente complementaria y sinérgica con la medicina alopática. Si el paciente combina su tratamiento alopático con ésta contribuimos a acelerar su mejoría física y psíquica y además a atenuar los efectos indeseados del primero. En la armonización con Biorresonancia no se necesitan ingerir medicamentos, pero durante su aplicación se puede producir gránulos de homeopatía con igual contenido energético del tratamiento, por el mismo principio de ésta, prolongando la exposición al efecto de la terapia sobre el paciente hasta la próxima sesión de armonización. Tras el tratamiento se aconseja beber mucho agua, especialmente que sea de pobre mineralización, y tomar una dieta rica en fibra de forma a facilitar por ambos medios la depuración del organismo.

Image result for que es la biorresonancia cuantica

 

>>> Pida cita para realizar su estudio de Biorresonancia ahora <<<